“Te he barrido, mujer”

“No sé de qué te quejas, mujer,

tú, tan llena de privilegios sociales,

tú, que en un cataclismo serías la primera en ponerte a salvo con los niños,

tú, mujer, que recibes ayudas de la teta del Estado por tener vagina,

¿o las niñas también pueden tener pene?

tú, guarrilla, que has llegado a donde estás comiendo arrodillada,

¿te pusiste escote para examinarte del carné de conducir?

tú, que me puedes dejar sin casa y sin niños cuando te de la gana,

tú, que te basta una denuncia para joderme la vida,

tú, ignorante de que 30 hombres mueren cada año a manos de sus mujeres,

claro, ningún medio dice nada,

tú, que te tengo como una reina y hasta te ayudo en casa,

¡No sé de qué te quejas, si hoy te he barrido , mujer!”

Me has barrido,

de la ciencia,

de la política,

de la dirección,

de la historia,

de la vida.

Me has barrido, pero ha llegado la hora de sacar la basura,

y tú vas al contenedor marrón.

 

Deja un comentario